El Vía Crucis del Padre Ignacio congregó a unas 300 mil personas

Decenas de miles de fieles católicos llegados de todo el país acudieron este viernes al Via Crucis en Rosario, que transitó un recorrido de seis kilómetros desde la Parroquia Nuestra Señora de la Natividad presidido por el popular Padre Ignacio Peries.

La masiva muestra se realiza en forma ininterrumpida desde el año 1979, y supera este año en cantidad a la anterior, con más de 300 mil personas según afirmaron fuentes de la organización.

Feligreses de diversas localidades de Santa Fe y otras provincias argentinas, así como de países limítrofes y hasta de Estados Unidos, compusieron la multitudinaria peregrinación.

Desde antes del mediodía, los fieles comenzaron a congregarse en inmediaciones de la Iglesia Nuestra Señora de la Natividad, ubicada en el barrio Rucci, en el norte de Rosario.

Cabe recordar que antes de la peregrinación, el Padre Ignacio dijo a la prensa que “todos los que tienen problemas necesitan serenidad, pero para lograrla se necesita reconocer los propios errores” y que “una cosa difícil es perdonar, es un proceso de arreglar un montón de cosas, rellenar el vacío que tienen, y por último dejar todo en la gracia de Dios”, enfatizó.

El sacerdote dijo que “el mensaje de este año es recordar que aunque nos equivoquemos, Dios nunca nos abandona” y “ese siempre fue el mensaje de Jesús: No quiero la muerte del pecador, ni quiero el holocausto, ni quiero el diezmo. Quiero el corazón del hombre para integrarlo y vivir la fe y el amor de Dios”.