Central Córdoba : «Se abrió el arco»

Central Córdoba tuvo una jornada un poco más positiva en su excursión a Burzaco para enfrentarse a San Martín. En un duelo bastante parejo, al Charrúa se le abrió el arco y pudo convertir el primer gol en el torneo. Sin embargo, el local lo empató y terminó todo 1-1.

El partido fue bastante parejo en el comienzo. Y durante la primera mitad de la parte inicial casi no se atacaron. Pero a los 27, Juan Marcelo Ojeda se debió esforzar para ganarle el mano a mano a Llodrá.

La reacción de la visita llegó, pero Pollachi no pudo mandar al fondo de la red una pelota que le quedó suelta en el área a la salida de un córner. Era poco lo que había pasado en la primera etapa, y el cero en ambos arcos era consecuente con lo sucedido.

Sobre los 5 del complemento, se dio lo que todo Central Córdoba estaba esperando: el primer gol del club en el torneo. Fue una escalada de Alfredo Trejo por derecha, que dejó en el camino a tres hombres y lanzó un centro al área. La pelota de desvió y Lucio Cereseto se acomodó para de cabeza mandarla a guardar.

Era un partido parejo que se abría por una jugada de otro partido. Pero eso no cambió el trámite del encuentro. Todo siguió muy trabado y duro, pero el Azul de Burzaco avanzo más para, con la presión de ser local, ir a buscar el empate.

Sobre los 25, llegó la igualdad. Ezequiel Noblea aprovechó un rebote de Ojeda para clavar el empate. Apenas consumado el 1-1, Saucedo metió una volea de afuera del área que se fue cerca. Y luego pasó poco más.

El duelo volvió a hacerse un partido trabado, con mucha pelea y poco juego. Ninguno pudo volver a festejar y todo quedó igualado en uno. De esta manera, el equipo de Claudio Pochettino rompió el hechizo, metió su primer tanto y consiguió una unidad, para salir del cero en todos los sentidos.